Broncearse: web del bronceado

  • Incrementar el tamaño de la fuente
  • Tamaño de la fuente predeterminado
  • Decrementar el tamaño de la fuente

Pastillas bronceado

Correo Imprimir PDF

Pastillas para broncearse

Las cápsulas para acelerar el bronceado también conocidas como pastillas para broncearse tienen como objetivo la obtención de un moreno saludable. Las pastillas de bronceado contienen sustancias estimuladoras de la melanina para conseguir un efecto acelerador del bronceado.

En verano son muchas las personas que desean tener su piel bronceada, lucir un bronceado natural y rapido, pero, hay que tener mucho cuidado con permanecer demasiadas horas expuesto al sol ya que a la larga puede producir diversos tipos de cáncer como por ejemplo el melanoma que es el más extendido. Para evitar todo esto y proteger la piel, además de obtener un bronceado saludable, las cápsulas para broncear pueden ser adecuadas.

Hoy en día las pastillas para broncearse están de venta en farmacias y en herboristerías, se ingieren por vía oral y contienen en su composición sustancias estimulantes de la melanina, son sustancias además, antioxidantes que sirven para contrarrestar los efectos nocivos producidos por los rayos del Sol y especialmente de los rayos UVA. Contienen betacaroteno y distintos compuestos para protección de las células de radicales libres provocados por el Sol. Otras sustancias son Vitamina E, licopeno y polipodium.
También existen pastillas de bronceado con luteína con el fin de proteger la retina y los ojos de la luz del sol.

Antes de tomar pastillas para broncearse debe de haberlas recetado un dermatólogo y se debería leer el prospecto prestando atención a las posibles contraindicaciones.
La posología de estas cápsulas para broncearse suele ser de 1 a 3 veces al día según marcas.
Las personas que las tomen tendrán la ventaja de estar protegidos frente a la luz solar al aire libre. Pero hay que saber que no por tomar estas pastillas de bronceado se puede permanecer más tiempo al sol sin riesgos, hay que tomarlas utilizando el sentido común y no abusar de ellas, mejor cuanto menos se tomen.